A la peatonalización de más de 120 calles del centro urbano de Estepona se suman 18 kilómetros de corredor litoral para favorecer así las salidas permitidas para pasear con niños o para las previstas para los mayores o para realizar deporte; toda vez que ya se permite el tránsito por espacios como paseo marítimo, playa y zonas verdes.

El esfuerzo llevado a cabo por el Ayuntamiento de Estepona en los últimos años para crear una ciudad dirigida al peatón se ha convertido en un valor añadido para garantizar la distancia social y ofrecer el máximo del espacio público para el viandante.

De esta forma, a la peatonalización de más de 120 calles del núcleo urbano de Estepona, incluida la céntrica calle Terraza, se suman los 18 kilómetros de corredor litoral para favorecer así las salidas permitidas para pasear con niños o para las previstas para los mayores o para realizar deporte; toda vez que ya se permite el tránsito por espacios como paseo marítimo, corredor litoral, playa y zonas verdes, cumpliendo las correspondientes medidas decretadas por el gobierno.

De esta manera, la ciudad dispone de más de 50.000 metros cuadrados de zonas peatonales dentro del centro urbano de la ciudad, lo que sitúa a la localidad a la cabeza de las ciudades que ofrecen mayores garantías a sus ciudadanos para que dispongan de espacios libres para evitar aglomeraciones y cumplir con las normas de distancia social.

Cabe recordar que el Ayuntamiento de Estepona lleva trabajando desde 2012 en crear un modelo de ciudad sostenible y con calidad de vida mediante el proyecto ‘Estepona, Jardín de la Costa del Sol’. Esta iniciativa, además de la renovación integral, eliminación de barreras arquitectónicas, embellecimiento y restricción del tráfico en más de 120 calles de la ciudad, ha posibilitado crear nuevos espacios públicos en forma de plazas y zonas verdes, que han sido integrados en el patrimonio de la ciudad para el disfrute de los vecinos.

Este proyecto de regeneración y embellecimiento del centro urbano de Estepona ha propiciado el redescubrimiento del centro urbano en sintonía con la protección, la puesta en valor y el respeto al medio natural y su integración en armonía en el entramado urbano de una ciudad moderna. De esta forma, el Ayuntamiento de Estepona ha demostrado la capacidad disciplinar del urbanismo para recuperar el espacio urbano y convertirlo en un área sostenible, saludable, respetuoso con el entorno y con mayor calidad de vida.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here