Hay una mujer investigada que tenía una cuenta a su nombre en España donde presuntamente recibía todas las transferencias de dinero.

La Policía Nacional localiza más de 250.000 euros procedentes de una estafa en Perú que intentaron blanquear en Málaga.

Agentes de la Policía Nacional han localizado en Málaga más de 250.000 euros presuntamente procedentes de una estafa cometida en Perú, en el marco del caso conocido como Rich Port II . La investigación comenzó cuando los agentes recibieron escrito de la Fiscalía Provincial de Málaga con el objeto de atender la petición de cooperación internacional de las Autoridades Peruanas en cuanto a la realización de una indagación patrimonial sobre una ciudadana de su país que se había trasladado a Málaga, concretamente a Estepona, donde habría fijado su residencia.

Las indagaciones policiales han permitido comprobar que la investigada era titular de varias cuentas donde recibía las transferencias del dinero que presuntamente pretendían blanquear desde Perú, después de cometer una estafa en aquel país a través de las contrataciones de trabajadores “fantasma”.

Tras el afloramiento del patrimonio y estudio de los activos financieros que la investigada posee y titulariza en nuestro país, se ha podido determinar que entre marzo de 2015 y agosto de 2017, habría recibido transferencias internacionales de efectivo por un importe que ascendería a más de 250.000 euros. Se da la circunstancia de que cuando se produjeron las transferencias citadas, la investigada y uno de los arrestados en la denominada operación Rich Port II, eran matrimonio.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here